Blogia
El diario de Virginia

Más de Lyon

Listo para darse una ducha

Listo para darse una ducha Como cualquier humano, Lyon está dispuesto a disfrutar de una relajante ducha.Le encantaría sumergirse en un baño de espuma, pero se ahogaría el pobre leoncito.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

El abuelo de Lyon

El abuelo de Lyon Aquí está el abuelo sentado plácidamente encima de la mesa del salón.Mejor que se siente en el sofa,¿no?

La escritura, una de sus aficiones

La escritura, una de sus aficiones Claro, pero es un león muy moderno y escribe a ordenador.La pena es que no tenemos conexión a internet en el piso.

Unas fotitos...

Ya veís.Aquí están algunas de las tan prometidas fotos de Lyon.Las iré metiendo poco a poco y ahora mismo me voy, que me cierran la sala de ordenadores de la uni.

¡Qué hambre!

¡Qué hambre! Lyon siempre está dispuesto a comer.Todas las horas son buenas para picotear algo.Como siga comiendo tanto va engordar muchísimo...Se nota en la foto que es lunes y el frigo está repleto.Así que Lyon, ya sabes, aprovecha los lunes.

Dulces sueños

Dulces sueños El abuelo-a la izquierda- y Lyon están dispuestos a dormir la siesta.El abuelo contará un cuento a su nieto antes de que éste se duerma. Un buen abuelo que cuida todo el día de su nieto.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

El fin de semana

El fin de semana A lo mejor mañana Lyon viene conmigo al pueblo-Orbara-.Aunque no sé si al final vendrá, porque dice que hace frío y que se aburre."Es que me aburro mucho, Vir", suele decir. Así, muchas veces decido dejarlo en Pamplona pero como tiene que quedarse solo me suele dar penita. No sé al final que hará pero que se decida pronto que si no se quedará sólo en el piso. Siempre cree que va a llover en Orbara y que se va a coger un resfriado. La excusa de siempre, que ya no cuela.

Lyon, Lyon...

Lyon, Lyon... ¿Qué es de Lyon? Lyon sigue como siempre en casa y a ver si en breve, de verdad, pongo alguna foto suya en el weblog.El problema es que hice las fotos hace ya algunos días pero tengo que terminar el carrete para revelarlas.Este fin de semana seguro que lo termino.Me parece que el pobre leoncito se habrá quedado ciego con el flash de la cámara- y también el abuelo- porque les he sacado ya doce fotos, de las que seleccionaré las mejores.

Lyon ya está empezando a quejarse del frio otoñal.El abuelo ya no siente frio ni nada;está todo el día tapadito en la cama. Habrá que vacunarlo contra la gripe , por si las moscas. Ja ja ja ja! Bueno, a los leones que viven en la selva o en las sabanas por ahí no les hace falta ninguna prevención especial.El problema es que mis leones de peluche viven entre humanos, con las consecuencias que esto acarrea.

Más de Lyon

Más de Lyon Su abuelo es también un león de peluche y es el abuelo porque tiene aspecto de abuelo.Es más grande que Lyon y es su abuelo porque se parecen.Por cierto,algún día de estos, en cuanto pueda, colgaré fotos de Lyon y de su abuelo para que veaís cómo son y qué hacen.Mientras yo estoy en la universidad ellos tienen su vida propia en el piso.Además, la mayor parte del día están solos.¡Ah! El abuelo se llama Demetrio y tiene 70 años en la ficción.En la realidad lo compré en un bazar en el mes de agosto, concretamente en Burgos.¿En Burgos? Sí, en Burgos porque he estado allí todo el verano haciendo prácticas en Diario de Burgos.Yo soy de Navarra.Nací un 21 de enero en Pamplona pero soy de un pueblo del norte: Orbara, situado a las puertas del Irati. Bueno, hasta otra, que voy a cenar.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Lyon

Un peluche poco común

Lyon significa en inglés 'león'. Mi peluche se llama así porque es un león pequeñito.Pero dirás: "Qué nombre más poco original".Lo sé;esto mismo me lo ha dicho mucha gente. ¿Y qué? Sinceramente, me da igual porque le llamo así con mucho cariño.Y creo que eso es lo importante. No creo que sirva de mucho ponerle un nombre bonito si luego dejas abandonado al pobre muñequito encima de la cama o tirado por el suelo.

También se meten con él y conmigo porque dicen las buenas y malas lenguas que es un simple pequeño peluche. Como con un tono despectivo. Y yo vuelvo a decir: ¿Y qué? Bueno, a ver, a ver. ¿Pero a qué viene esto de un simple león de peluche? Es algo fácil de explicar, sencillo de comprender pero dificíl de asimilar por todas aquellas personas lejanas de mi entorno.

La gente más próxima que me rodea saben que tengo a Lyon, porque una amiga mia- conocida en mi círculo como 'esparrágo triguero- me lo regaló. Y le resultó muy sencillo; lo adquirió en una tienda de esas en las que antes valía, al menos en teoría, todo 100 pesetas.Pero con este orígen del 'leoncito' tan barato, tan poco común no es sinónimo de que haya que despreciarlo.¡Ni mucho menos!

Siendo sincera, al principio no le hacía ni caso. De verdad.Mi amiga me lo regaló junto a un hipopótamo pequeño. Que por cierto, éste sí que es horrible, pero vamos, de verdad. Que ya no sé si lo tengo en alguna caja en mi casa del pueblo, o está en el desván o en Pamplona. Por cierto, a raiz de la historia de Lyon ya os contaré cosas de mi pueblo.

Pero conforme iban pasando los días me encariñé de él hasta el punto de que lo llevaba a clase, a la universidad, en la mochila. Así, la gente de clase, unos pocos, le empezaron a conocer. Además, es un 'leoncito' que ha viajado siempre conmigo. Por cierto, ahora está dormido.Sólo sabe dormir, pero en el fondo sabe hacer más cosas porque en torno a él he montado una historia.Como un mundo ficticio paralelo al mio y compartido por mis amigos/as.

Además, él tiene siempre a su lado a el abuelo...
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres